Seguro que has oído hablar del “No-SHOW” y el daño que hace a la restauración. El no-Show significa la NO presentación, ni cancelación, de las personas que habían reservado una mesa en el restaurante, es decir, la NO comparecencia. 

Según datos del El Tenedor:

El 50% de los clientes encuestados no saben lo que es un “no show”.

El 17% de estos clientes confesó haber hecho un “no-show” porque no se les ocurrió cancelar.

El 67% de los restauradores cree que un cliente hace un “no show” cuando tiene varias reservas y elige otro restaurante.

Como te imaginas, este hecho es algo que preocupa a los restaurantes y que provoca pérdidas en los mismos al no poder cubrir una mesa que en principio estaba reservada.

El problema no solo se centra en las pérdidas económicas que ocasiona, sino también en el stock que dejas de utilizar y que te descuadra.

En Sí, Chef!, conscientes de la problemática que este hecho entraña en los restaurantes, hemos querido preparar algunas medidas que pueden reducir el NO-Show, pero primero, queremos compartir interesante clasificación de personas que hacen NO- SHOW según GASTRONOMÍAYCIA

  • El despistado: ha hecho una reserva y se ha olvidado por completo, totalmente, vaya por dios, lo siente mucho. 
  • El desafortunado: le ha surgido un imprevisto de última hora que le ha impedido acudir a su reserva y avisar de buena fe. Es el caso del 43 % de los clientes encuestados. Sin embargo, hoy en día es muy fácil hacer una llamada de teléfono o cancelar la reserva en pocos clics en Internet, incluso en un solo clic en El Tenedor. 
  • El torpe (o la víctima de un servicio mal diseñado): le ha surgido un problema o ha cambiado sus planes y tenía intención de cancelar, pero no ha sabido cómo hacerlo. Ha perdido el número de teléfono del restaurante o, en caso de contratar un servicio online, la navegación del servicio no es sencilla y le ha sido difícil encontrar cómo se cancela. 
  • El tímido: quería cancelar, pero no tenía muchas ganas de volver a hablar con el restaurante para decirle que al final no iba, ha preferido esconderse como un avestruz y pensar que en el restaurante se darían cuenta por sí misma de que no acudiría. Sí, sí, mejor así, seguro. El 11% de los clientes que hemos encuestado confiesa sentirse mal con la idea de cancelar la reserva. 
  • El que tiene fobia al compromiso: para él, una reserva es simplemente una opción. Le gusta tener opciones para no tener que adquirir compromisos firmes y se decide en el último minuto. De hecho, se abre opciones en varios restaurantes para el sábado noche porque aún no sabe dónde quiere ir. Al hacer esto, no se da cuenta (o no se quiere dar cuenta) de los daños que causa. ¿Cancelar? ¿Para qué? 
  • El egocéntrico: es aquel que dice que el cliente es el que manda, y que realizar una reserva y no presentarse forma parte de sus derechos. Hacer reservas y no acudir le da la sensación de poder, de ser esperado.

MEDIDAS PARA REDUCIR EL NO-SHOW O NO COMPARECENCIA EN LOS RESTAURANTES

Limitar las reservas a horarios concretos

Cada vez son más los restaurantes que adoptan el sistema de las reservas limitadas. En función del horario que le interese al restaurante, se podrán aceptar reservas en un tramo de horario muy concreto. De este modo, la sala se podrá llenar en las horas con menos afluencia. Plataformas de reservas online como Bookatable o Lafourchette incluyen estas opciones. 

La técnica del Overbooking

Esta técnica es comúnmente utilizada por las líneas de vuelo, pero tiene un riesgo muy importante. La técnica consiste en coger más reservas de las que realmente puedes gestionar, con la esperanza o “certeza” de que siempre habrá comensales que no aparecerán. Esto tiene un enorme potencial económico, pero el riesgo es obvio. En el caso de que aparezca el 100% de las reservas, tenemos un problema y la imagen del restaurante quedará “tocado”. Esta técnica no la recomendamos, aunque ciertos restaurantes con gran capacidad la efectúan con éxito.

Promueve la confirmación

Es una de las más efectivas! A través de SMS, llamadas o email, el restaurante puede contactar con el cliente, solicitando la confirmación de la reserva. Plataformas de reservas online como El Tenedor te ofrecen esta opción en sus planes y es del todo recomendable para al menos garantizarte un porcentaje alto de asistencia de las reservas.

Recordatorio de reservas

El mismo día de la reserva puedes llamar o contactar por medio de SMS o WhatsApp al cliente para confirmar su asistencia o, por el contrario, saber si por el motivo qué sea, quiere cancelar, lo que te permitiría vender la mesa correspondiente. 

Exigencia de fianza 

Esta práctica cada vez tiene más adeptos, sobre todo en restaurantes de alto nivel donde el perjuicio por NO Show conlleva pérdidas importantes de dinero. Para llevar a cabo esta estrategia, es imprescindible explicar muy bien los términos de la misma a la hora de realizar la reserva en la página web usando tarjeta de crédito.

No aceptar reservas 

No hay solución más eficaz, claro que este tipo de medidas solo las puede llevar a cabo aquel restaurante que a menudo suela llenar. 

Si no se puede reservar, no puede haber NO SHOW. 

Hacer campañas de concienciación

Por medio de redes sociales, web, etc. Es positivo promover el mensaje de concienciación para que los clientes conozcan la importancia de los NO Shows para un restaurante.

Esperemos que estas medidas ayuden a los restaurantes a minimizar este importante problema y que los clientes se conciencien de los prejuicios que conlleva el NO Show. 

En Sí, Chef Marketing ofrecemos todo tipo de servicios digitales que ayudan a reducir esta práctica y estamos siempre encantados de atender y asesorar a cualquier restaurante que contacte con nosotros.

Usamos cookies para mejorar la experiencia de usuario. Navegando, acepta nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
1
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?